Noticias que aperecen en la home fila inferior o segunda

La Fundación Sancho el Sabio ha fallado los premios del Certamen Universitario 2018

La Fundación Sancho el Sabio de la Fundación Vital ha fallado los premios del Certamen Universitario 2018 para el fomento de la investigación sobre la cultura vasca. Las premiadas de esta edición son Ana Casas y Yolanda López de Heredia por sus trabajos sobre el tratamiento ficcional de un suceso histórico en ‘Patria’, de Fernando Aramburu; y por el estudio de la pintura mural de Carlos Sáenz de Tejada para la fábrica de Heraclio Fournier.

Esta convocatoria tiene su origen en el Certamen Universitario de Investigación Sancho el Sabio, celebrado de forma ininterrumpida desde 1998. Han podido tomar parte todos los estudiantes universitarios que estén matriculados en programas de Máster y Doctorado. Sus trabajos de investigación debían ser originales e inéditos así como versar sobre temática vasca en cualquiera de sus ámbitos o aspectos (cultura, ciencias, historia, geografía, lengua, literatura, arte, etc.). Podían estar redactados en castellano, euskera, francés o inglés.

Además de impulsar la investigación entre los universitarios, este certamen pretende fomentar la utilización de los fondos documentales, bibliográficos, hemerográficos o de cualquier tipo de la Fundación Sancho el Sabio, de ahí que para participar sea requisito imprescindible haberlos consultado, al menos parcialmente. Asimismo, los trabajos propuestos debían estar avalados por un profesor del centro donde curse estudios el autor.

Una de las investigaciones premiadas es de Ana Casas y lleva por título ‘Tratamiento ficcional de un suceso histórico: el caso de Patria, de Fernando Aramburu’. En ella analiza la manera en la que esta novela toma una serie de eventos históricos, los llamados “años de plomo” del terrorismo de ETA, y aplica procedimientos ficcionales para obtener un producto literario autónomo. Casas destaca el afán totalizador de la novela, que incluye experiencias vitales tanto de víctimas como de terroristas y testigos de la violencia, abarcando además un periodo histórico amplio. Asimismo, destaca la configuración de un código simbólico que potencia la emotividad y la carga sentimental de la novela, y considera que el estilo y las técnicas literarias se supeditan a la comprensión de la novela en su tratamiento de la historia. A su juicio, “todo esto queda al servicio del emotivo final, en el que la Patria con mayúsculas que titula la novela se encamina a la superación de la fractura del terrorismo mediante el simbólico abrazo entre los dos protagonistas”.

Graduada en Filología Hispánica y Periodismo por la Universidad de Navarra, Ana Casas realiza actualmente un doctorado en el área de Teoría Literaria. Su principal foco de interés es el análisis teórico de la narrativa sobre la Guerra Civil escrita en el siglo XXI, en concreto la interrelación entre ficción y verdad histórica.

Por su parte, Yolanda López de Heredia ha sido galardonada por su artículo ‘La pintura mural de Carlos Sáenz de Tejada para la fábrica de Heraclio Fournier’. En él estudia la obra de un artista conocido como diseñador de moda e ilustrador de la imaginería franquista, pero más desconocido en su faceta de pintor muralista. En su opinión, en este muro, pintado en 1952 y trasladado en 1994 al Hotel Ciudad de Vitoria, “recreó un universo alejado de lo político donde mostró la fabricación del naipe con aires legendarios junto a la interpretación de su origen oriental de resonancias aventureras, creando un espacio de evasión de las penurias cotidianas”.

Yolanda López de Heredia es graduada en Historia del Arte por la Universidad del País Vasco. Formada en el Centro de Imagen y Nuevas Tecnologías de Vitoria-Gasteiz, participa del proyecto educativo Argiarte. En este momento prepara su doctorado sobre Arte y Posguerra en el Departamento de Historia contemporánea de la UPV-EHU.

Como ganadoras de este certamen, Ana Casas y Yolanda López de Heredia recibirán un premio económico de 500 euros cada una, y sus trabajos se publicarán en la Revista Sancho el Sabio.

La Fundación Sancho el Sabio, uno de los centros de documentación más importantes en cuanto a la cultura vasca se refiere, conserva la memoria bibliográfica y documental del pueblo vasco a través de su historia y la pluralidad ideológica. Su biblioteca contiene, desde 1964, un valioso fondo documental en el que se pueden encontrar monografías, publicaciones periódicas, fotografías, manuscritos, mapas o documentación familiar, una importante riqueza patrimonial que le ha convertido en un referente obligado para la investigación sobre la cultura vasca (www.memoriadigitalvasca.es).

Exposición “La sociedad vasca ante el terrorismo. (A través de los fondos de la Fundación Sancho el Sabio)”

La Fundación Sancho el Sabio y la Fundación Fernando Buesa Blanco han organizado una exposición en la que, a través de documentos, carteles, pegatinas, octavillas, bocetos y objetos, se muestra la actitud que la sociedad vasca mostró a lo largo de los años en relación al terrorismo. Lleva por título “La sociedad vasca ante el terrorismo. (A través de la Fundación Sancho el Sabio)”, y se podrá visitar en la sala Araba hasta el 11 de enero.

La muestra, confeccionada con materiales que proceden prácticamente en su totalidad de los fondos de la Fundación Sancho el Sabio, trata, por un lado, de poner en valor el archivo documental del que es considerado uno de los centros de documentación más importantes en cuanto a la cultura vasca se refiere. Y es que conserva la memoria bibliográfica y documental del pueblo vasco a través de su historia y la pluralidad ideológica. Asimismo, pretende articular un relato explicativo a partir de los materiales expuestos. Simultáneamente, la sede de la Fundación en Betoño presentará en su hall una muestra de la bibliografía más relevante sobre la actitud de la sociedad en torno a la violencia política en el País Vasco.

“La sociedad vasca ante el terrorismo. (A través de la Fundación Sancho el Sabio)”, se articula en torno a cuatro espacios. En el primero se identifican los hitos y fechas más relevantes de esta historia, tanto las determinadas por la acción de los terroristas como las que expresan la actitud dinámica y cambiante de la sociedad vasca (y también española) ante el terrorismo. A continuación, se establece un rápido recorrido por expresiones y manifestaciones de ese cambio de actitud, la semilla de los movimientos cívicos pacifistas y de las propias víctimas, los duros atentados de Hipercor y el cuartel de Zaragoza, el secuestro de Ortega Lara o el asesinato de Miguel Ángel Blanco, entre otros hechos.

La tercera sección de la exposición se refiere a los agentes y a los instrumentos. Entre los primeros se sitúan las redes de protesta contra el terrorismo y las organizaciones que las promovieron, pero también recuerda la acción de los legitimadores de la violencia. La última parte destaca algunos símbolos –el lazo azul-, lugares, espíritus y movilizaciones –Ermua- o movimientos contradictorios de la sociedad y de la política mediante los que se expresaron las diferentes sensibilidades ante el problema, no todas unívocas ni buscando o trabajando por el mismo objetivo.

El resultado final de la exposición es una fotografía mediante objetos documentales de la diversa actitud que tuvo la ciudadanía vasca en relación al terrorismo, y también de la evolución mayoritaria de esas tendencias.

La muestra, que se podrá visitar en la sala Araba (La Paz 5, 1ª planta de Dendaraba) hasta el 11 de enero, ha sido comisariada por Antonio Rivera, catedrático de Historia Contemporánea de la UPV-EHU y miembro del patronato de la Fundación Fernando Buesa Blanco, y por Irene Moreno, doctora en Historia Contemporánea de la UPV-EHU y miembro del Instituto de Historia Social Valentín de Foronda.  Cuenta, además, con el apoyo y la colaboración de la Fundación Vital Fundazioa, la Fundación Víctimas del Terrorismo, La Fundación Centro Memorial de las Víctimas del Terrorismo y el Instituto de Historia Social Valentín de Foronda (UPV-EHU).

Se podrá visitar de lunes a sábado de 18:00 a 20:30 horas, y los domingos y festivos de 12 a 14 horas y de 18 a 20:30. La entrada es libre.

Se realizarán dos visitas guiadas a la exposición los días 21 de diciembre y 8 de enero a las 18:30 h. Para más información contactar con el tfno. 945253932 de la Fundación Sancho el Sabio.

La Fundación Sancho el Sabio recibe el archivo de la familia Montoya Ortiz de Zárate

La Fundación Sancho el Sabio cuenta ya entre sus fondos con el archivo documental de la familia Montoya Ortiz de Zárate, procedente de Armiñón. La singularidad de estos documentos radica en su apariencia y en que fueron encontrados incrustados en el muro de la fachada detrás del escudo familiar.

La Fundación Sancho el Sabio cuenta con un proyecto de archivos familiares, iniciado en 1993, que ha permitido que fondos documentales privados de difícil acceso para los investigadores puedan consultarse en línea en la web de la Fundación. Gracias a este proyecto, y con esta nueva donación, son ya doce los convenios suscritos con poseedores de archivos de familia.

En este caso, el depósito ha sido posible gracias a la familia Montoya Ortiz de Zárate. Se trata de un pequeño archivo compuesto por doce documentos, si bien su singularidad radica en su apariencia física, su contenido documental y en la forma como fueron encontrados. En realidad, es un conjunto de documentos cosidos que contienen toda la información necesaria para que Andrés Tomás de Montoya y Cárcamo pudiera blasonar su casa. El soporte es papel y pergamino encuadernado en terciopelo rojo y protegidos por una caja de latón hecha a medida. La familia Montoya Ortiz de Zárate encontró esta caja de latón incrustada en el muro detrás del escudo familiar de los apellidos Montoya Cárcamo colocado en la fachada de su casa de Armiñón cuando, por ampliación de la calle Mayor para favorecer el paso de grandes vehículos, hubo que derruir parte de la casa y trasladar el escudo.

Este hecho indica que era un documento muy importante y apreciado por sus propietarios para que lo guardaran en ese lugar, posiblemente cuando construyeron o rehabilitaron la casa familiar y obtuvieron la certificación de los escudos. Desde el punto de vista archivístico es un documento poco común. En otros archivos familiares este tipo de documentos aparecen separados. En este caso, todos los documentos necesarios para la certificación del escudo de armas de los Montoya Cárcamo aparecen cosidos y encuadernados juntos, formando un documento tipo perfecto como ejemplo de certificación de hidalguía. Se trataba de un proceso y un documento fundamental en la vida familiar de los siglos XVI al XVIII, por los privilegios a los que se accedía con su obtención. Además de la autorización para blasonar la casa familiar, añadía la posibilidad de ocupar oficios públicos, militares o eclesiásticos, así como la exención de impuestos, solo al alcance de los poseedores de ejecutorias de limpieza de sangre e hidalguía.

El documento en sí es una certificación expedida por el cronista Rey de Armas de Carlos III, Ramón Zazo Ortega, en Madrid el 27 de agosto de 1771, a petición de Andrés Tomás de Montoya y Cárcamo (21-12-1724), natural de Armiñón, de los escudos de armas de sus dos primeros apellidos, Montoya y Cárcamo.

El convenio suscrito con la familia Montoya Ortiz de Zárate es de depósito por tiempo indefinido en la Fundación Sancho el Sabio con la condición de que dicha documentación permanezca siempre en Álava. Asimismo, cada miembro de la familia ha recibido una copia digitalizada de todo su archivo que ha permitido, tras consultar los registros parroquiales de las localidades de Herreña, Armiñón, Estavillo y Payueta, elaborar un cuadro genealógico de las personas de esta familia Montoya desde el siglo XVI  hasta la actualidad.

‘Álava insólita: símbolos, mitos y lugares de memoria’

La Fundación Sancho el Sabio de la Fundación Vital presenta el 4 de octubre ‘Álava insólita: símbolos, mitos y lugares de memoria’, una obra de  los historiadores Santiago de Pablo y Virginia López de Maturana. El libro analiza todos los elementos que han conformado la identidad del territorio a lo largo de los siglos. Tendrá lugar a las 7 de la tarde en el Aula Luis de Ajuria (C/ General Álava 7, Vitoria-Gasteiz).

‘Álava insólita: símbolos, mitos y lugares de memoria’, es el resultado de un convenio de investigación suscrito entre la Fundación Sancho el Sabio y la Universidad del País Vasco. Editado por la propia Fundación y Beta III Milenio,  analiza los símbolos, mitos y lugares de memoria que han conformado la identidad del Territorio Histórico de Álava a lo largo de los siglos, y que todavía hoy perduran en la memoria colectiva, reflejándose en el modo de ser y sentirse alavés.

Obra de los historiadores Santiago de Pablo y Virginia López de Maturana, se analizan símbolos, fiestas y tradiciones populares, hechos históricos o legendarios, espacios de la geografía alavesa con una fuerte carga simbólica, hombres y mujeres que han sido protagonistas de la historia de Álava desde la Edad Media hasta nuestros días, episodios que se han convertido en marcas identitarias a raíz de la guerra de 1936 o de la modernización de la capital y de la provincia a lo largo del siglo XX.

Entre otros, se descubre la historia y el significado de la bandera y el escudo de Álava; de San Prudencio, la Virgen Blanca y la Virgen de Estíbaliz; de Celedón y los blusas y neskas; de la patata y el vino de Rioja Alavesa; del Alavés y el Baskonia, la Green Capital, los naipes de Heraclio Fournier, el Festival de Jazz o el Araba Euskaraz, pero también de la batalla de Vitoria-Gasteiz o del 3 de marzo de 1976. Se estudian lugares como el monte Gorbea, el enclave de Treviño o la ermita de San Juan de Arriaga; o personajes como Sancho el Sabio, Manuel Iradier, el Sacamantecas, Ignacio Aldecoa, Ramiro y María de Maeztu y un largo etcétera.

Se trata de un libro de divulgación de calidad, profusamente ilustrado y de fácil lectura para quien no tenga una formación histórica profunda. A la vez, se trata de una obra de investigación puesto que para su redacción se ha utilizado un gran número de fuentes inéditas, impresas y audiovisuales.

De Pablo y López de Maturana

Los dos autores son especialistas en historia contemporánea del Territorio Histórico y han publicado juntos varios libros como el ‘Diccionario ilustrado de símbolos del nacionalismo vasco’ (2012), ‘La Diócesis de Vitoria: 150 años de Historia, 1862-2012’ (2013) y ‘100 símbolos vascos: Identidad, cultura, nacionalismo’ (2016).

Santiago de Pablo es catedrático de Historia Contemporánea de la Universidad del País Vasco. Entre sus libros recientes cabe mencionar ‘La patria soñada. Historia del nacionalismo vasco desde su origen hasta la actualidad’ (2015), ‘Creadores de sombras: ETA y el nacionalismo vasco a través del cine’ (2017) e ‘Historias en albiazul’ (2018). Actualmente es director de la revista Sancho el Sabio, y durante el curso 2009-2010 fue investigador invitado en el Center for Basque Studies de la Universidad de Nevada, Reno (Estados Unidos). Asimismo, ha impartido cursos y conferencias en universidades de los cinco continentes.

Por su parte, Virginia López de Maturana es doctora en Historia por la Universidad del País Vasco. Es autora, entre otros, de los libros ‘La reinvención de una ciudad: poder y política simbólica en Vitoria durante el franquismo, 1936-1975’ (2014) y ‘40 textos fundamentales en la historia contemporánea del País Vasco’ (2017), publicado también en euskera.

La presentación de ‘Álava insólita: símbolos, mitos y lugares de memoria’ tendrá lugar el jueves 4 a las 7 de la tarde en el Aula Luis de Ajuria (General Álava, 7) con entrada libre hasta completar el aforo de la sala. Contará con la presencia, además de los dos autores, del director de la Fundación Sancho el Sabio, Jesús Zubiaga, de la ex directora Carmen Gómez, y del periodista Paco Góngora, autor de la serie de ‘Historias perdidas de Álava’.

 

La Fundación Sancho el Sabio convoca el Certamen Universitario 2018

  • Dirigido a estudiantes universitarios de Máster y Doctorado, deberá versar sobre temática vasca en cualquiera de sus aspectos: cultura, ciencia, historia, geografía, literatura, etc.
  • Para su elaboración es necesario consultar los fondos de la Fundación.

La Fundación Sancho el Sabio Vital Fundazioa de la Fundación Vital ha convocado el Certamen Universitario 2018, una cita dirigida a estudiantes universitarios de Máster y Doctorado que busca fomentar la investigación sobre temas vascos y la utilización de los fondos de la propia Fundación. Los proyectos deberán entregarse en esta misma sede, en mano, por correo o por cualquier otro medio, antes de las 13:30 horas del martes 31 de octubre de 2018 y los participantes optarán a un premio de 1.000 euros.
Esta convocatoria, tiene su origen en el Certamen Universitario de Investigación Sancho el Sabio, celebrado de forma ininterrumpida desde 1998. Podrán participar todos los estudiantes universitarios que estén matriculados en programas de Máster y Doctorado. Deberán presentar trabajos de investigación originales e inéditos que versen sobre temática vasca en cualquiera de sus ámbitos o aspectos (cultura, ciencias, historia, geografía, lengua, literatura, arte, etc.) y podrán estar redactados en castellano, euskera o francés.
Además de impulsar la investigación entre los universitarios, este certamen pretende fomentar la utilización de los fondos documentales, bibliográficos, hemerográficos o de cualquier tipo de la Fundación Sancho el Sabio Vital Fundazioa, de ahí que para participar sea requisito imprescindible haberlos consultado, al menos parcialmente. Asimismo, deberán estar avalados por un profesor del centro donde curse estudios el autor. Las bases del concurso están a disposición de cualquier persona interesada en la Fundación Sancho el Sabio (Portal de Betoño, 23) o en última convocatoria.
El fallo del jurado será dado a conocer en noviembre y se entregará un premio de 1.000 euros. Asimismo, será publicado en la revista de la Fundación.
La Fundación Sancho el Sabio, uno de los Centros de Documentación más importantes en cuanto a la cultura vasca se refiere, conserva la memoria bibliográfica y documental del pueblo vasco a través de su historia y la pluralidad ideológica. Su biblioteca contiene, desde 1964, un valioso fondo documental en el que se pueden encontrar monografías, publicaciones periódicas, fotografías, manuscritos, mapas o documentación familiar, una importante riqueza patrimonial que le ha convertido en un referente obligado para la investigación sobre la cultura vasca.

‘Komikia, 1975-2017. El cómic vasco’

La Fundación Sancho el Sabio de la Fundación Vital organiza la muestra ‘Komikia, 1975-2017. El cómic vasco’, un recorrido por la historia de estas publicaciones desde 1975 hasta la actualidad. Comisariada por Kike Infame y Mikel Begoña, se podrá visitar en la sede de Portal de Betoño 23 de Vitoria-Gasteiz hasta el próximo 3 de octubre.

‘Komikia, 1975-2017. El cómic vasco’ muestra cronológicamente los grandes hitos de la historia reciente del cómic en Euskadi. Expone de un modo muy visual el trabajo desarrollado en este sentido por la Diputación Foral de Bizkaia ampliado con los numerosos archivos de la Fundación Sancho el Sabio.

A través de 35 paneles explicativos ilustrados con portadas y páginas esenciales del cómic vasco, destaca el buen momento que vive el cómic vasco gracias a iniciativas como las ayudas destinadas al cómic y libro ilustrado del Gobierno Vasco. Además, incorpora diferentes vitrinas en las que se pueden apreciar, por ejemplo, publicaciones originales procedentes de los fondos de la Fundación en los que se puede ver su continuo compromiso con el medio.

El cómic vasco cuenta en la actualidad con tres pilares clave: el TMEO, revista satírica que celebra 30 años dedicada al humor más políticamente incorrecto; la editorial Astiberri, referente a nivel nacional e internacional; y la revista Xabiroi, que une a talentos de diferentes ámbitos de nuestra cultura en el mutuo amor al medio. Asimismo, en la exposición se puede apreciar también el camino abierto por otras editoriales como Ikusager o cabeceras como Ipurbeltz y Habeko Mik, fundamentales para llegar al momento actual que vive la historieta.

Además de editoriales y cabeceras, el cómic vasco se ha ido construyendo, de la misma manera, por el impulso constante de sus autores y autoras. Así, la muestra ofrece a los y las espectadoras una mirada sobre el trabajo de pioneros como Antton Olariaga, Juan Carlos Eguillor o Gentz del Valle. Por su parte, creadores y creadoras todoterreno como Mauro Entrialgo, Harriet, Raquel Alzate o Rober Garay se unen también al nuevo impulso de jóvenes talentos como Mai Egurza, Amaya Arrazola o Maite Gurrutxaga.

‘Komikia, 1975-2017. El cómic vasco’ no se olvida tampoco del interés que el cómic ha suscitado en otros medios como la música o la cocina. La propia sociedad ha mostrado el aprecio a la historieta a través de diversos salones y festivales, siendo el más importante el Salón del Cómic de Getxo. La Fundacion Sancho El Sabio organizará durante este mes, además, una serie de actividades que posibiliten un mejor conocimiento de la realidad del mundo de las viñetas.

Los comisarios de la exposición Kike Infame y Mikel Begoña son, asimismo autores del catálogo de la misma. Esta publicación, de 150 páginas, ilustra la historia del cómic de un modo muy gráfico. El catálogo constituye uno de los acercamientos más exhaustivos del cómic vasco que se han realizado hasta la fecha sobre el periodo analizado. Un libro integrador que muestra las diferentes sensibilidades e intentos a lo largo del tiempo de desarrollar una apuesta propia tanto dentro como fuera de nuestras fronteras.

‘Komikia, 1975-2017. El cómic vasco’ se podrá visitar hasta el 3 de octubre de lunes a jueves de 9 a 13:30 y de 15 a 18 horas y los viernes de 8 a 15 h en la sede de la Fundación Sancho el Sabio (Portal de Betoño, 23). Más información sobre festivos, horarios especiales y solicitar visitas guiadas para grupos en el 945 25 39 32.

 

La Fundación Sancho el Sabio recibe la “Distinción 2017” de la Sociedad Landázuri

La Fundación Sancho el Sabio de la Fundación Vital ha recibido la “Distinción 2017” de la Sociedad Landázuri en la modalidad colectiva. Estos galardones fueron creados con la intención de premiar cualquier tipo de actividad que destaque en el ámbito de la cultura alavesa. En el acto ha sido reconocido también el director del Museo de Arte Sacro Zoilo Calleja.

El reconocimiento a la Fundación Sancho el Sabio ha sido entregado por el presidente de la Sociedad Landázuri, Jabi Soto, y lo ha recogido el presidente de la Fundación Vital, Jon Urresti, quien ha agradecido la distinción y ha señalado que “la Sociedad Landázuri y la Fundación Sancho el Sabio compartimos muchos intereses, objetivos y preocupaciones en nuestra dedicación a Araba, como la promoción y defensa de nuestros modos culturales, tradiciones y costumbres o la mejora del conocimiento y colaboración con el resto de Euskadi”.

La Sociedad Landázuri comenzó a otorgar estos reconocimientos en 1992, con el fin de sensibilizar a la sociedad en los beneficios de conocer y conservar sus señas de identidad y los valores de la convivencia. Con el objetivo de destacar el esfuerzo tanto de los grupos como de las personas que trabajan en la defensa y protección de la cultura alavesa, además, anualmente concede estas distinciones en las modalidades colectiva e individual.

De este modo, en la modalidad colectiva ha querido en esta ocasión subrayar “la labor de recopilación, conservación y difusión de la documentación relacionada con la cultura vasca” que lleva a cabo la Fundación Sancho el Sabio. Según destaca la Sociedad Landázuri en la presentación de los reconocimientos, el trabajo de la Fundación “ha posibilitado la formación de un fondo documental vasco muy abundante y completo”.

La Fundación Sancho el Sabio, uno de los centros de documentación más importantes en cuanto a la cultura vasca se refiere, conserva la memoria bibliográfica y documental del pueblo vasco a través de su historia y la pluralidad ideológica. Su biblioteca contiene, desde 1964, un valioso fondo documental en el que se pueden encontrar monografías, publicaciones periódicas, fotografías, manuscritos, mapas o documentación familiar, una importante riqueza patrimonial que le ha convertido en un referente obligado para la investigación sobre la cultura vasca (www.memoriadigitalvasca.es).

Por su parte, a título individual, la “Distinción 2017” ha recaído en Zoilo Calleja Ansotegui, director del museo de Arte Sacro y miembro de la Real Sociedad Bascongada de Amigos del País y del Instituto Alavés de Arqueología, por su dedicación durante décadas al arte religioso, la arqueología y la cultura local en general.

 

‘Sancho el Sabio en familia’

La Fundación Vital celebrará el último fin de semana de mayo la primera edición de su “Vital Eguna”,  y entre las numerosas actividades tendremos una jornada en “Sancho el Sabio en familia”

“Vital Eguna” es una jornada que nace con la voluntad de compartir y estrechar lazos con todas y todos los alaveses, asociaciones y colectivos con los que colabora y en todas las áreas en las que actúa. Vitoria-Gasteiz se llenará de actividades culturales, musicales y deportivas para todos los gustos y edades. La noche del sábado 26 de mayo habrá un espectacular acto de encendido del Kiosco y estatuas del Parque de La Florida, cuya instalación será un regalo de la Fundación Vital a la ciudad.

El sábado 26 de mayo en Fundación Sancho el Sabio tendremos una jornada de puertas abiertas. Durante toda la mañana organizaremos visitas guiadas a nuestras instalaciones, así como varios talleres para niños y adultos.

Para los más peques contaremos con un taller de manualidades. Los niños y niñas que participen también podrán descubrir de forma didáctica el proceso entero de la creación de un libro.

Los adultos podrán disfrutar del ‘Taller del recuerdo’, donde gracias a los fondos históricos de la fundación podrán investigar sobre su árbol genealógico, su pueblo o cualquier tema que les apasione.

Os esperamos en las instalaciones de la Fundación Sancho El Sabio (Portal de Betoño, 23) a partir de las 10:00.

Te recordamos que las inscripciones son limitadas.

Talleres

Se ofrecerán talleres para todas las edades a lo largo de la mañana:

  • Taller del recuerdo: ¿Sabes el significado de tu nombre? ¿Sabes si existe en euskera? ¿Quieres conocer el origen de tu apellido? El taller del recuerdo es una actividad muy interesante que ofrece toda clase de información acerca de ti y tu entorno. Descubrirás algunos acontecimientos importantes que sucedieron el día en el que naciste, cómo era la ciudad y la calle en que naciste, (Actividad en grupos de 4 a 10 personas previa inscripción).
  • Taller infantil de fabricación de papel: Una estupenda actividad en la que los/as más txikis podrán disfrutar.
  • Taller de manualidades para niños y niñas.
  • Taller de grabado e impresión 3D.
  • Taller del archivo personal.

Actividades

Durante esa mañana, quienes visiten la Fundación Sancho El Sabio también podrán disfrutar de otra serie de actividades:

  • Visita guiada a la sede de la Fundación Sancho el Sabio: Una oportunidad magnífica de conocer por dentro la entidad.
  • Visita a la Exposición ‘Lorategiak airean / Jardines en el aire’ de Mariano Arsuaga. El propio artista será el encargado de hacer de guía.
  • Visita virtual por los fondos de la Fundación, con instrucciones para buscar consultar y guardar información.
  • Exposición histórica de revistas y libros sobre Vitoria-Gasteiz.
  • Proyección de películas sobre Vitoria-Gasteiz.

 

 

Exposición “De fanzinerosos a culturetas…en una biblioteca”

Homenaje a Ángel Martínez Salazar, un autor alavés en la Fundación Sancho el Sabio

Angel Martínez Salazar falleció en Sorlada (Tierra Estella) a finales de agosto de 2016.

En los obituarios publicados en prensa se le definía como escritor, periodista, editor, agitador cultural, lector voraz…  Una figura cultural activa, autónoma y generadora en la Vitoria de las dos últimas décadas del siglo XX.

Siempre relacionado con el libro, publicó obras sobre viajes, gastronomía, historia, costumbres. Sobre  Ignacio Aldecoa, Manuel Iradier, Becerro de Bengoa, Baroja… Viajeros por Vitoria, Vascos en México. Veinticinco títulos consultables en los fondos de la Fundación Sancho el Sabio.

Promotor también de revistas, donde implicó a toda una generación de personajes con inquietud cultural de la Vitoria finisecular: Maskara, Lux Daemoniorum, Paréntesis y Papeles de Zabalanda. El mismo lo cuenta en su obra De fancinerosos a culturetas : (cuatro) luces de bengala para una ciudad.  La evolución de los inquietos, los cuatro títulos de las revistas, la ciudad Vitoria, su presencia mediadora… una obra premonitoria, publicada en 2015 y que ahora se lee como recapitulación de despedida.

Editor, con dos sellos, Papeles de Zabalanda  en Vitoria , donde publico obras de Antonio Altarriba, Santiago de Pablo, Carlos Pérez Uralde, José Fernández de la Sota…, y  Tusitala Enea en Sorlada, donde publicó sus obras sobre Tierra Estella, la Berrueza… la versión navarra de sus inquietudes.

Todas sus obras, sus revistas y ediciones se encuentran en la Fundación Sancho el Sabio, donde la presencia de Angel como investigador fue constante. De paso diario en la Primera sede de Plaza de la Provincia 13, de constancia en la Sede del Palacio Zulueta del Paseo de la Senda 2 y de ausencia en la sede actual de Portal de Betoño 23, viviendo ya en Sorlada, en un alejamiento voluntario de las luces de la ciudad.

El 15 de diciembre de 2016, en el Pabellón Universitario de la Universidad de País Vasco en Vitoria, un numeroso grupo de amigos celebraron su recuerdo. Antonio Rivera, Mintxo Cemillán, Antonio Altarriba, Iñaki Ortubay , Koko Rico, Mauro Entrialgo… Bernardo Atxaga, Pedro Ugarte, Javier Arizaleta…

Un acto de un día que ahora tiene continuidad en otro espacio relacionado con Angel y con su mundo del libro. Una biblioteca donde la presencia de su obra , de toda su obra, será permanente.

Se reutilizan los documentos e impresiones preparados para el Pabellón Universitario, resumen de una vida , amistades, obras, fotografías, charlas, actitudes, caricaturas…  Añadiendo los ejemplares de las monografías y revistas de Angel, como elemento central de la muestra. Destacados hoy de forma visible, e integrados mañana en el fondo documental de la Fundación Sancho el Sabio, donde se mezclarán con el resto de autores y obras.

De forma prematura, Angel Martinez Salazar, ha completado su registro en el catálogo de la Fundación Sancho el Sabio. Hasta ahora a sus apellidos y nombre, le seguían la fecha de nacimiento y un guion y espacio en blanco. Una fecha de espera, final de obra, que Angel cerró en 2016.

Angel permanece en la memoria de los que le hemos conocido y con sus obras formará parte de la memoria de muchos lectores que ya no le podrán conocer, pero si leer. Este es el homenaje que una biblioteca le puede hacer hoy : ofrecer su obra a los lectores futuros.

 

Jesús Zubiaga

Fundación Sancho el Sabio